Déjenlo en su mundo, un mundo muy poco profundo, donde no se rie, donde no se llora, donde no se vive a pleno ni el presente ni el ahora.

jueves, 23 de diciembre de 2010


Quiero tocar tu cielo, reinar en tu reino y enloquecer con vos. Vivir y morir en tus pasos porque yo solo ya no sé por dónde caminar ni por donde pisar.

¡Qué lindos amigos que tengo! Los extraño por demás, ¿ sabían?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hoy asume lo que venga