Déjenlo en su mundo, un mundo muy poco profundo, donde no se rie, donde no se llora, donde no se vive a pleno ni el presente ni el ahora.

jueves, 9 de diciembre de 2010

Las guerras son un cruce de opiniones sean orales o no. Es un desacuerdo de pensamientos, y aunque se diga que son sin razón nunca es así. Puede que no se quiera mostrar la verdadera razón que es diferente. ¿Por qué nos cuesta tanto asumir?¿Por qué no podemos ir primero por el diálogo y luego como segunda opción el enfrentamiento? No tengo ni la mas puta idea, pero en este tema me declaro neutral como en la 1era Guerra Mundial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hoy asume lo que venga