Déjenlo en su mundo, un mundo muy poco profundo, donde no se rie, donde no se llora, donde no se vive a pleno ni el presente ni el ahora.

lunes, 29 de noviembre de 2010

No me gustan los finales, me traen una mala sensación en la panza, como que algo me quedo colgado y no puedo arreglarlo. Agradezco que termine este año pero a la vez no quiero que se terminen lo lindo que tuve en esta época.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hoy asume lo que venga