Déjenlo en su mundo, un mundo muy poco profundo, donde no se rie, donde no se llora, donde no se vive a pleno ni el presente ni el ahora.

viernes, 20 de agosto de 2010

Él no te espera y no olvidas.Y ves que esta tristeza no puede ser, que algo mejor tiene que haber, algo por donde salir a andar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hoy asume lo que venga