Déjenlo en su mundo, un mundo muy poco profundo, donde no se rie, donde no se llora, donde no se vive a pleno ni el presente ni el ahora.

miércoles, 9 de diciembre de 2009


No seré una mas en tu lista, te equivocas si piensas que soy masoquista. Tu dinero no me importa porque a mí peso me sobra.
Tú te sientes el dueño del mundo y que puedes cambiarme la vida en segundos. Te equívocas, por las malas soy más dura que una roca. Si quieres conquistarme no es la forma, hablame de amor, dime que me necesitas, regalame una flor, haz que mi alma se derrita.
Hablame de amor, con la voz del corazón. Conmigo no funciona tu disfraz, ni tus poses de don Juan, sólo hablame de amor... Puedo ser la mujer de tu vida, siempre y cuando, no quieras afectar la mía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hoy asume lo que venga